Breaking News

Acuerdo-de-Paz-Israel-Bahrein-EFE

Bahrein se une a Emiratos Árabes Unidos y normaliza sus relaciones con Israel

0 0

El acuerdo fue anunciado por el presidente estadounidense Donald Trump, quien ha impulsado una campaña para acercar a naciones árabes con el Estado israelí. Es el segundo pacto de este tipo en 30 días y un nuevo revés para la causa palestina.

El presidente estadounidense Donald Trump se anotó un nuevo triunfo diplomático al anunciar, este viernes 11 de septiembre, el acuerdo de normalización de relaciones entre Israel y Bahrein, segunda nación árabe que reconoce al Estado israelí en un mes, después de que lo hiciera Emiratos Árabes Unidos.

Trump confirmó la información, primero, a través de su cuenta de Twitter, y luego mediante un comunicado conjunto de las tres partes y una exposición en el Salón Oval de la Casa Blanca.

A menos de dos meses de las elecciones presidenciales, el mandatario estadounidense auspició un nuevo pacto, que se presenta como una oportunidad para asegurar el respaldo en las urnas de los cristianos-evangélicos pro-Israel.

Esto forma parte de la campaña que Trump y su equipo están llevando adelante para lograr acercamientos con los países de Medio Oriente con los que comparten sus reservas sobre la influencia de Irán y, a la vez, ayudar a su socio Israel a salir del virtual aislamiento en la región.

Este nuevo pronunciamiento significa una nueva ruptura con la estrategia de la Liga Árabe frente a las relaciones con Israel y un nuevo golpe para los líderes palestinos, que han instado durante años a sus colegas árabes a evitar el reconocimiento a Israel hasta que se consiga un Estado palestino.

Trump y Netanyahu destacan un “día histórico”; Bahrein sostiene que el acuerdo ayudará a los palestinos

Desde el Salón Oval, flanqueado por el vicepresidente Mike Pence y por su yerno y asesor Jared Kushner −encargado de las gestiones en Medio Oriente−, Trump consideró que el pacto entre Israel y Bahrein representa “un día histórico”.

En ese sentido, calificó de “interesante” que el entendimiento sea anunciado en el día que se cumplen 19 años de los atentados del 11 de septiembre de 2001. “No hay una respuesta más poderosa al odio que generó el 11-S que este acuerdo”, subrayó el mandatario.

En un comunicado conjunto, Estados Unidos, Israel y Bahrein señalaron que “la apertura del diálogo directo y los lazos entre estas dos sociedades dinámicas y economías avanzadas continuará la transformación positiva de Medio Oriente y aumentará la estabilidad, seguridad y prosperidad en la región”.

Por su parte, el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu celebró el “histórico” pacto y agradeció a Trump por las gestiones. El mandatario también destacó que “esto llevará a grandes inversiones en la economía israelí, que es muy importante”, y anticipó que “habrá más” acuerdos como este.

Por otro lado, el ministro de Relaciones Exteriores bareiní, Abdulatif bin Rashid al Zayani, consideró que el tratado “logra los objetivos de la iniciativa de paz árabe” y prometió que “ayudará a fortalecer la seguridad y la estabilidad de la región, lo que garantiza que el pueblo palestino obtenga sus derechos legítimos y que se alcance la paz (de forma) permanente”.

El acercamiento entre Israel y Bahrein también tuvo una recepción positiva en Egipto y Jordania, los únicos países árabes que habían reconocido a Israel hasta 2020.

También fue celebrado por Emiratos Árabes Unidos. Precisamente, este país refrendará la próxima semana el acuerdo alcanzado con Israel el 13 de agosto.

El martes 15 de septiembre, en la Casa Blanca, se darán cita el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, y el príncipe heredero emiratí, el jeque Mohamed bin Zayed, para sellar su entendimiento. Y el líder israelí luego hará lo propio con el canciller bareiní, Abdulatif al Zayani.

Para los palestinos, el acuerdo Israel-Bahrein es “otra puñalada por la espalda”

Pese a las declaraciones de la Cancillería bareiní, sobre los supuestos beneficios que el acuerdo de su país con Israel traería a la causa palestina, sus líderes expresaron su rechazo al pacto.

“Esta es otra puñalada por la espalda a la causa palestina, el pueblo palestino y sus derechos”, subrayó Wasel Abu Yousef, un alto funcionario palestino. “Es una traición a Jerusalén y los palestinos. No vemos absolutamente ninguna justificación para esta normalización libre con Israel”, agregó.

Mediante un comunicado, la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) compartió que el tratado tripartito es “una traición a la causa palestina” y “una medida extremadamente peligrosa”, dado que vulnera la iniciativa de paz árabe de 2002.

Desde Irán también hubo expresiones de repudio. “Los líderes imprudentes de Emiratos Árabes Unidos y Bahrein no deben allanar el camino para los esquemas sionistas. Deben aprender lecciones de la historia. ¡Mañana es tarde! La línea de vida de Estados Unidos se ha gastado durante años”, escribió en Twitter Hossein Amir-Abdollahian, asesor especial sobre asuntos internacionales del presidente del Parlamento iraní.

Y también manifestó su condena enérgica el ministerio de Relaciones Exteriores de Turquía. “Alentará aún más a Israel a continuar con las prácticas ilegítimas hacia Palestina y sus esfuerzos para hacer permanente la ocupación de las tierras palestinas”, expresó el organismo.

Después de Bahrein, ¿qué otro país árabe podría acercarse a Israel?

De manera menos estridente, otro actor de peso en la inédita normalización de relaciones entre Israel y países del Golfo Pérsico es Arabia Saudita, una de las naciones más influyentes de Medio Oriente y aliada de Estados Unidos.

Sin apoyar los movimientos de manera abierta, el Gobierno de Riad dio señales de conformidad con los acuerdos, como la eliminación de la prohibición para que los vuelos israelíes utilicen su espacio aéreo.

No obstante esto, Arabia Saudita se ha negado a evaluar un posible acercamiento con Israel, hasta que se alcance la paz con los palestinos. Su rol como custodio de los lugares sagrados del islam y la impopularidad de esa medida, representan frenos para un pacto israelí-saudita.

Con esa opción inviable por ahora, las posibilidades de que un nuevo país del Golfo normalice sus vínculos con Israel parecen lejanas. Omán recibió con beneplácito el acuerdo de Emiratos Árabes Unidos, pero reiteró su compromiso con “los derechos legítimos del pueblo palestino, que aspira a un estado independiente”. Por su parte, Kuwait y Qatar han optado por el silencio.

Las principales fichas de Estados Unidos están puestas en avanzar hacia la normalización entre Israel y Sudán. De hecho, el secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, estuvo de visita en Jartum en agosto pasado para buscar un histórico acercamiento. En la mesa de negociaciones también está el interés de Sudán −envuelto en una profunda crisis económica−, de ser retirado de la “lista negra” estadounidense de presuntos patrocinadores estatales del terrorismo.

Si bien, las esperanzas de un acuerdo rápido se han visto truncadas por el carácter transicional del consejo gubernamental liderado por el general Abdel Fattah al-Burhan, que asumió el poder tras la caída de Omar al-Bashir. Ese Gobierno provisional no tiene las facultades para dar un paso tan importante, que pondría fin a un estado técnico de guerra que rige desde hace décadas entre Sudán e Israel.

Con Reuters, AP, EFE y AFP
Tomado de France24.com
Foto: EFE

About Post Author

Staff La Digital Radio Venezuela

Somos un medio informativo 100 % online e interactivo con alcance en toda iberoamérica. Publicidad: ladigitalradiovenezuela@gmail.com
Happy
0 %
Sad
0 %
Excited
0 %
Sleppy
0 %
Angry
0 %
Surprise
0 %
Scroll UpScroll Up
es_VEEspañol de Venezuela